Resolver conflictosTécnicas para solucionar problemas

Tenemos que hablar con nuestra hija porque esos amigos nuevos que tiene no nos gustan nada. Sabemos que lo mejor es decírselo y escuchar también su opinión, pero no sé si lo haremos bien. No estamos acostumbrados a esta forma de afrontar estos temas. ¿Cómo empezamos? ¿Qué tenemos que hacer?

Es normal, que estéis un poco perdidos cuando tenéis que solucionar algún conflicto con vuestro hijo o hija. Negociar estos temas con él o ella es algo a lo que no estáis acostumbrados y tenéis que aprender a hacerlo, pero es la forma que da mejores resultados.

¿Qué hacer para solucionar conflictos? 

En principio, parece que solucionar conflictos es algo difícil ¿verdad? Pero no es tan difícil. Mirad qué es necesario:

solucionar conflictosIDENTIFICAR EL PROBLEMA: ¿Cuál es el problema? Lo primero es tener claro cuál es el problema, por ejemplo, que no os gustan sus nuevos amigos y amigas, y os preocupa que se relacione con ellos porque creéis que toman drogas.

BUSCAR SOLUCIONES: ¿Qué posibles soluciones? Ante esa situación qué se puede hacer: ¿que deje de verlos?, ¿que los vea? ¿que solo los vea entre semana? ¿que vengan a casa para que conocerlos?...

EVALUAR SOLUCIONES: ¿Qué soluciones son las mejores? De todas las ideas que se os han ocurrido ¿cuáles creéis que son las mejores? Es importante ser sinceros y ver qué ideas son imposibles de hacer.

TOMAR DECISIONES: ¿Qué solución elegimos? Después de haber analizado las posibles soluciones, elegid una, la que creáis más conveniente. APLICAR DECISIÓN: Poner en práctica. ¿Ya habéis tomado la decisión? Pues manos a la obra.

EVALUAR DECISIÓN: ¿Ha funcionado? Si estáis contentos con el resultado ¿estupendo! Si no… pues pensad en otra posible solución. Seguro que os ha valido para aprender.

¿Creéis que podríais hacerlo con vuestro hijo o hija adolescente? ¡Seguro que sí!

¿Cómo negociamos con nuestro hijo o hija?

Ya sabéis qué pasos hay que dar para solucionar conflictos: no es tan difícil ¿verdad? Pero seguro que pensáis que no depende solo de vosotros, papás y mamás, vuestro hijo o hija también participa en el conflicto. ¡Claro que sí!

Es importante saber “negociar” con vuestro hijo o hija adolescente y que “todos ganen” (tal como habéis visto en el apartado estilos de solución de conflictos). Para que todo salga mejor es importante que os deis cuenta de que hay que intentar llegar a un acuerdo entre todos… y para eso hay que ceder en algo, e intentar adaptarse un poco.

¿Os acordáis del estilo de solución “todos ganan”? En el apartado estilos de solución de conflictos encontraréis más información.

Aquí os contamos algunos pasos para negociar con vuestro hijo o hija adolescente:

pasos para negociar con vuestro hijo
Sugerencias para
negociar mejor
  • Buscar el lugar y momento adecuados. Por ejemplo, después de ver alguna película en casa, cuando estéis solos.
  • Crear un buen ambiente. Cuando estéis tranquilos, relajados, con buena iluminación, etc.
  • Decir claramente que existe un problema que queréis solucionar.
  • Empezar con algo positivo. Por ejemplo: “¡Qué guapo te veo hoy!”
  • Ser concreto en lo que se quiere decir, qué es lo que no os gusta o por lo que estáis preocupados.
  • Esforzarse y dar todas las alternativas de solución que se pueda.
  • Intentar dar algo a cambio y ayudar a vuestro hijo o hija a que cambie.
  • Llegar a acuerdos claros, que no provoquen confusión.
Saber expresarse y escuchar es muy importante en la relación con vuestro hijo o hija. En el apartado Comunicación en la familia encontraréis más información.
RECORDAD: Negociar es una buena forma de solucionar conflictos con vuestro hijo o hija y es algo a lo que no estáis acostumbrados, pero se puede aprender. Lo importante es creer que entre todos y todas podéis llegar a una solución. Y recordad que cuando se negocia es necesario que todos y todas cedáis un poco.

Mi hijo (o mi hija) dice...

  • Fundación CNSE
  • Ministerio
  • Proyecto hombre

INDICE

REDES SOCIALES

  • facebook
  • twitter

CONTACTO

C/Islas Aleutianas, nº 28. 28035 Madrid.
Teléfono: 91 376 85 60, Fax: 91 376 85 64,