Manos para leer y signar < INTÉRPRETE: cómo interactúa el Intérprete de LSE en
actividades de fomento de la lectura

Atrás Página de inicio

¿Qué es el intérprete de Lengua de Signos?

La figura del intérprete profesional de Lengua de Signos juega un papel fundamental en cualquier contexto que pretenda dar verdadera participación a las personas Sordas. Actúan como puente de comunicación con la sociedad oyente.

En España, desde 1998 los intérpretes son formados a través del Ciclo Formativo de Grado Superior de Interpretación de la Lengua de Signos y desarrollan su labor bajo un código deontológico, en el que se incluyen prescripciones tales como la neutralidad y confidencialidad de sus actuaciones.

Ubicación física del intérprete y las personas Sordas:
El lugar adecuado en que se debe colocar el Intérprete es siempre al lado del orador/a, de este modo la información llegará lo más clara y nítida posible, con ello el trabajo del intérprete estará libre de interferencias tales como los comentarios o charlas que hagan los demás participantes de la actividad.

En cuanto a la colocación de las personas Sordas es deseable que se sienten siempre en primera fila, cercanos al Intérprete.

Si al intérprete le resulta más sencillo realizar su trabajo sentado y las circunstancias convienen en ello, se sentará de frente a las personas Sordas que estarán en primera fila -con lo cual el intérprete quedará de espaldas a quien dirige la actividad-.

Los turnos de tiempo de los intérpretes
Por norma general los Intérpretes de LSE, se turnan cada 20 ó 30 minutos. El acuerdo de esta diferencia de tiempo se regula entre los propios Intérpretes en cuanto a:

    • Grado de dificultad de la información a interpretar.
    • Tiempo de Interpretación, 2, 3, 4... horas de Interpretación.
    • Niveles de cansancio psíquico en que se encuentren los intérpretes de LSE en el momento de llevar a cabo su trabajo.

Instrumentos técnicos y materiales necesarios de los/las intérpretes durante el desarrollo del servicio de interpretación:
Dependerá de la Sala donde se desarrolle la actividad (Aula, Biblioteca, Salón de Actos, etc.):

    • En las aulas, dado su perímetro, no es necesario material técnico debido a que la información llega con claridad a cualquier punto, no debemos olvidar que esto variará dependiendo del número de metros cuadrados.
    • Si hablamos de salones de actos o salas donde sean necesarios medios técnicos por cuestiones de sonoridad, el Intérprete necesitará de un micrófono para hacer las interpretaciones al oral.
    • Una tarima, que se situará al lado de la mesa de los oradores; ésta permitirá que las personas Sordas vean con claridad al Intérprete una vez que éste/a se coloque sobre ella.
    • En caso de que se utilicen pantallas de proyección, el intérprete de LSE debe estar situado cerca del campo de visión de la pantalla, de esta manera las personas Sordas podrán seguir indistintamente la información trasladada por el Intérprete o mirar a la pantalla sin que tengan que perder de vista al Intérprete.
    • En todo momento la sala dispondrá de la luminosidad necesaria y en ningún caso se dejará sin luz, sobre todo cuando se pongan vídeos o se hagan proyecciones. Una alternativa en caso de que sea necesario bajar los niveles de luminosidad es que el intérprete de LSE pueda estar iluminado con un foco directo enfocado de frente. Si el punto de luz se proyecta de arriba hacia abajo y el haz de luz coincide justo con la parte más alta de la cabeza, quedarán sombras en el rostro del Intérprete y ello modificará por efecto de las sombras la expresión facial del Intérprete; esta alternativa del punto de luz vertical, no es deseable.
    • Se reservarán tantos asientos en la parte delantera de la sala como Intérpretes tengan que trabajar, esta medida facilitará el trabajo de ellos/as en los momentos que deban darse los apoyos necesarios.

Pautas de interacción intérprete-personas Sordas:

Deben respetarse los turnos de palabra, el Intérprete verá su trabajo interrumpido cuando se quiebre los órdenes de palabra, de ahí la importancia de los turnos ya que no es posible interpretar varias voces al mismo tiempo.

El papel del intérprete de LSE durante su trabajo es puramente neutral, así pues, la persona oyente no debe delegar ninguna cuestión al/a Intérprete, y debe dirigirse en todo momento a la persona Sorda.

Otros detalles a tener en cuenta:

La entrega de la documentación al menos con dos días de antelación para la previa preparación del trabajo, es indispensable y crucial para el correcto desempeño profesional de los/as Intérpretes.
• Es deseable que los/as Intérpretes dispongan de agua durante el desarrollo de su trabajo.

Proyecto de fomento de la lectura entre la Infancia Sorda para profesionales de la cultura y la educación.
Fundación CNSE. Ultima actualización 23 de diciembre de 2003